FALSO ESPAGUETI DE CALABACIN CON ATÚN Y SALSA DE PIQUILLOS

Seguimos con recetas ligeras y ricas. Hoy una de "falsa pasta", bien cargada de verdura, salsa sana y un poco de proteína de la mano del atún fresco. Una receta bien fácil que como siempre os digo, me permite dejarla medio preparada la víspera y terminar de cocinar el plato cuando llego a casa a medio día con poco tiempo para cocinar.
Solo necesitaremos la ayuda de una mandolina con su accesorio de rallar, o un rallador común para primero fabricar nuestros espagueti de calabacín en crudo. Hay en el mercado unos aparatitos, que no descarto comprar algún día ya que facilitan mucho la tarea, pero como os digo con una mandolina o un rallador común también podremos rallar el calabacín lavado a lo largo (con mucho cuidado de no cortarnos ni rallarnos un dedo.

Vamos pues con la receta

ESPAGUETIS DE CALABACÍN CON ATÚN Y SALSA DE PIQUILLOS



INGREDIENTES (4 personas)

2 calabacines grandes
2 rodajas de atún fresco (1,5 cm de grosor)
Aceite
Sal
Pimienta
1 Hoja de laurel
6 tomates secos previamente hidratados.

Para la salsa:
1 taza de leche desnatada
1/2 bote de pimientos de piquillo asados pelados y limpios
sal
2 cucharadas soperas de aceite de oliva.



Paso 1: Como os dije antes, el primer paso será rallar nuestro calabacín en crudo para obtener nuestros espaguetis. Podemos hacerlo con antelación y guardar en un "tuper" hasta la hora de cocinarlos.

Paso 2: En el vaso de la batidora ponemos todos los ingredientes excepto el aceite y batimos muy bien con la batidora. Cuando tenemos la mezcla homogenea añadimos el aceite en forma de hilito para que nos de un poco de consistencia a la salsa. Reservamos. (También podemos prepararla con antelación y reservar en la nevera).

Paso 3: Ponemos agua a hervir en una olla con una cucharada de sal y una hoja de laurel. Cuando empieza a hervir añadimos el calabacín y cuando hierve de nuevo contamos un minuto y escurrimos. (Es importante no dejarlo más tiempo para que nos quede entero y no demasiado blando y se nos deshaga).

Paso 4: En una sartén con un chorrito de aceite salteamos a fuego fuerte los dados de atún. (Yo lo hago poquito para que no se seque pero va a gusto de cada uno)

Paso 5: Montamos el plato poniendo en el fondo el calabacín, sobre el un chorrito de aceite de oliva, la salsa de piquillos y el atún salteado y salpimentado y los tomates secos aliñados con un poquito de aceite.

Plato listo.








Comentarios

  1. me ha parecido una idea estupenda que ademas me viene bomba para mi regimen.
    besos crisylaura

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Me hace muy feliz verte por aquí. Empezar es difícil y aprender de todos vosotros un placer. Si te apetece, dame tu opinión.

Entradas populares