SARMALE EN DOS VERSIONES (DESAFIO FEBRERO 2015)

Este mes os cuento que mi desafío tiene dos versiones: la de lo que sí que hay que hacer (con permiso y todos mis respetos hacia la cocina rumana) y lo que no hay que hacer si lo que quieres es conseguir un Sarmale decente y presentable tanto de vista como de sabor.

Para los que os estáis preguntando qué es el Sarmale os diré que es un receta típica en la cocina rumana, consistente en envolver en hojas de verdura (normalmente col) una mezcla de verduritas, carne y algún cereal y después cocinarlos en su mismo jugo junto al resto de la verdura y una salsita de tomate. 
Como antes dije pido disculpas de antemano por presentar mi receta como Sarmale porque seguramente en Rumanía se echarían a reír de ver lo que hice, pero uno de los requisitos del mes para nuestro desafío era titular la receta como tal, así que me dispongo a explicaros cual fue mi experiencia, tanto la mala, como la menos mala, para lo que os enseño dos versiones de esta receta que dicho sea de paso y pese a que el aspecto no es del todo llamativo, he de decir que el sabor es bien bueno.

La primera y desastrosa de las versiones la hice con col lombarda (¡qué gran idea!! pensareis algunos.... ¡mec! ¡error! Resultado óptico: todo es azul, el agua es azul, el guiso es azul y mis dedos son azules (incluídas uñas y padrastros un par de días). Por no hablar de unos descomunales rollos morados que en ningún momento me decían cómeme.... 
Resultado al gusto: Un sabor buenísimo, por lo que os enseño también esta receta por si siguiendo algunos consejos de "lo que no hay que hacer" os apetece probarla.


Vayamos en cualquier caso con una versión mix y buena a la vista y al gusto y para ello os cuento cuales son los 


INGREDIENTES (4-6 personas)

Para el relleno:
1/4 de carne picada (yo mezclada de ternera y pollo)
1 taza de arroz basmati
1/2 calabacín
2 puerros (la parte blanca)
1/2 taza de taquitos de jamón serrano
sal
pimienta
8 hojas de col (aconsejo el repollo y para los aventureros col lombarda)


Para la salsa:
La col restante troceada 
1 taza de salsa de tomate casera 
Sal
aceite
2 hojas de laurel.



Paso 1: Con ayuda de un cuchillo de punta quitamos el corazón a la col y la ponemos en una olla cubierta de agua hirviendo durante seis minutos. (esto hará que las hojas exteriores de la col se desprendan fácilmente). Pasados los 6 minutos sacamos la col y con cuidado de no quemarnos quitamos las hojas exteriores y las reservamos.








Paso 2: Troceamos el puerro y el calabacín muy pequeñito y sofreímos en una sartén con un chorrito de aceite. Cuando lo tenemos medio pochadito añadimos la carne picada y el jamón serrano a tacos y seguimos cocinando la mezcla.






Paso 3: En una olla aparte ponemos agua y sal y hervimos el arroz siguiendo las instrucciones del paquete hasta que nos quede cocido. Escurrimos y reservamos.


Paso 4: Cuando tenemos la carne cocinada junto con las verduras añadimos el arroz y salpimentamos al gusto, removemos todo muy bien y reservamos la mezcla.










Paso 5: Ahora llega el momento de hacer los rollitos, para lo que aconsejo NO PONER MUCHO RELLENO o nos quedarán del tamaño de Asia, y no es lo que se pretende. En mi segundo intento la cosas fue rodada y fui capaz hasta de grabar un video del proceso



Paso 6: Una vez tenemos los rollitos listos ponemos en una cazuela la col restante troceada, cubrimos con salsa de tomate casera o tomate natural triturado, salpimentamos y rociamos con un chorrito de aceite de oliva, un par de hojas de laurel y ponemos un vaso de agua. 
Sobre esta cama acomodamos los rollitos y tapamos la olla. Cocinaremos este conjunto durante una hora a fuego medio-bajo y con la olla tapada. 



Se aconseja prepararlo con un día de antelación y dejarlo reposar. Como os conté al principio de aspecto dejan mucho que desear pero de sabor están riquísimos.



¿Quereis ahora otra versión? Mucho más bonita y mucho menos Sarmale eso sí, pero yo en mi segundo intento con col trituré la col junto con la salsa de tomate del fondo de la cazuela e hice una crema morada. Hice unos rollitos nuevos con repollo mucho más pequeños y con el mismo relleno que el primer día. Los rebocé con huevo y pan rallado y los freí. Serví con la crema de lombarda y tomate y el resultado fue inmejorable. 



En definitiva esto es un pupurri de receta, podeis hacerla desde el principio con col lombarda o con repollo siguiendo el mismo proceso, únicamente os aconsejo hacer los rollitos pequeños y con poco relleno y para mi gusto mejor triturar la verdura a modo de salsa.¿ Lo de freirlos rebozados? eso ha sido cosecha propia, os aseguro que de cualquier modo están muy muy buenos.

Si queréis ver unos Sarmales como Dios manda os aconsejo que pulséis aquí















Comentarios

  1. te han quedado geniales! me encantan! ese de la col lombarda tiene que tener un toque diferente seguro jejeje
    un beso!
    http://elbauldelasdelicias.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Que bien, en dos versiones y con los restos te preparas otra comida!!! que apañá eres!! Topdo muy rico. Bs.

    ResponderEliminar
  3. Suelo prepararlas con el repollo(col) de ser factible la de contextura rugosa, corto el cabo profundizando bien el su interior y lo sumerjo en una olla de agua bastante profunda, al tomar temperatura las hojas exteriores se iran desprendiendo, y retirandolas con una pinza a medida que aflojen reservandolas tapadas para que continuen aflojandose, asi, hasta que el tamaño, implique ya no va mas, entonces retiro el centro y lo pico finamente, usandolo como parte del relleno de carnes , cebollas y aji rojo procediendo asi a rellenar las hojas usando las hojas mas descartbles como base donde asiento los rollitos Quedan muy ricos y al proximo dias mejor!!!!!!! Que les quede rico

    ResponderEliminar
  4. que desafio tan completo!! en dos versiones, tu si que sabes!! y los dos buenisimos bicos

    ResponderEliminar
  5. que desafio tan completo!! en dos versiones, tu si que sabes!! y los dos buenisimos bicos

    ResponderEliminar
  6. Pues ya te digo que los probaré con col lombarda, aunque supongo que tardará más en cocerse la col.
    Han de estar riquísimos!
    besos

    ResponderEliminar
  7. Pues me han gustado las dos versiones. Me apunto lo de rebozar y freir, seguro que queda tambien muy rico. Yo lo hice con arroz crudo y quedo en su punto despues de cocer.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Me gusta mucho y te quedó muy bueno, el problema es que me cae muy mal.Gracias por compartirla.Bssss

    ResponderEliminar
  9. Ayyyy, pues si que te has venido arriba, eh? Dos versiones!!! Y a cada cual más buena, yo creo que con la lombarda tiene que quedar exquisita!!! Además parece más vistosa!
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Ayyyy, pues si que te has venido arriba, eh? Dos versiones!!! Y a cada cual más buena, yo creo que con la lombarda tiene que quedar exquisita!!! Además parece más vistosa!
    Besos

    ResponderEliminar
  11. mare meua te lo has currao!!! a mi me llama la atención esa última versión rebozada y frita jatetú!!

    ResponderEliminar
  12. Pues a mi los de lombarda me parece que tienen muy buena pinta....igual es porque es una verdura que me está apeteciendo probar. Los otros también tienen que estar muy ricos, pero para cuando acabe la operación bikini :D

    ResponderEliminar
  13. Muy buenas las dos versiones....tendré que probar con lombarda, me apetece muchísimo. Bss

    ResponderEliminar
  14. Muy buenas las dos versiones....tendré que probar con lombarda, me apetece muchísimo. Bss

    ResponderEliminar
  15. Pues me han gustado las dos versiones.... que ricos!!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Lolaaaaa que pechá de sarmale te pegastes mi alma, eso sí la versión rebozada tengo que copiártela

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Me hace muy feliz verte por aquí. Empezar es difícil y aprender de todos vosotros un placer. Si te apetece, dame tu opinión.

Entradas populares